Archive by Author

Rompemandos, Podcast oficial de Los Hermanos Nintendo

16 Ene

Os presentamos nuestro primer podcast, donde Osaka, Samus y sus nuevos colaboradores Pakotako y Emisucio os hablan de videojuegos, manga y anime, scifi y cine de Hong Kong.

Esperamos que os guste y que os divirtais oyendolo tanto como nosotros haciéndolo!!!

http://www.ivoox.com/rompemandos-01x01_md_494844_1.mp3″

Y si quereis descargarlo para llevar en vuestro ipod, mp3 o el cacharro que tengais este es el enlace:

MUCHAS GRACIAS POR ESCUCHARNOS!!!

La saga del videojuego multiplataforma más larga y famosa de la historia

28 Dic

Si hay un videojuego largo, con multitud de posibilidades, interminable, y que a todo el mundo le gusta o al menos ha jugado una vez, eses es: EL SOLITARIO

Este famoso videojuego basado en un juego de cartas apareció por primera vez en el mundo de los pixels en el Windows 3.11 y su carrera hacia el éxito ha sido imparable. Su aplastante éxito y fama y su increible jugabilidad acompañada por unos gráficos de infarto lo ha convertido en el juego de PC por excelencia. Por eso se merece una mención especial y cuando menos, un concienzudo análisis.

La historia del juego es sencilla: se trata de ordenar una baraja de naipes en un tapete, donde se reparten de menor a mayor cantidad de cartas a lo largo de siete filas, todas ellas colocadas boca abajo excepto la primera. Arriba tenemos el mazo barajado, boca a bajo tambien, del que cogemos las cartas conforme las necesitemos para colocarlas en las filas de abajo. ¡Pero no en un orden cualquiera! De mayor a menor y alternando carta roja con carta negra. Una complejidad que no todos comprenden.  Evidentemente debes ir despejando las filas para ir encontrando las cartas que necesitas, hasta ir dejando el tablero vacío. Conforme vayan apareciendo los As de la baraja se irá ordenando arriba perfectamente.

¡Y vuelta a empezar!

La jugabilidad del juego es sencilla, si bien hay quien tarda en pillarle el truco. Solo debes arrastrar las cartas con el ratón y ponerlas una encima de otra. Al principio de la aparición del juego debías terminar la partida colocandolas encima de los ases pero ahora, en un avance técnico icreible, se autoposicionan con un clic en el tapete.

Sonido. Este es quizás el aspecto más atgractivo del juego, ya que… ¡¡No tiene sonido!! Puedes escuchar tu música favorita mientras juegas sin que esto entorpezca la comprensión del juego. Tan solo se escucha el efecto sonoro de colocar las cartas.

Gráfica. A pesar de la complejidad gráfica que entraña este clásico no ha perdido ni una pizca de esencia del original. Si bién se ha ido definiendo el estilo y los bordes de las cartas con el tiempo, el tapete se ha ido modernizando pasando de ser un tapete verde a poder poner arena, fondos de paisajes, flores, animalicos…. y el dorso de las cartas tambien ha ido cambiando con el paso del tiempo pudiendo escoger según las posibilidades que Windows nos ofrecía.

Además es un juego para todas las edades. Actualmente podemos encontrarlo en Windows, en Ubuntu, en Mac, en tu Ipod touch, en tu movil… Puedes jugarlo en casa, en la oficina, en el bus, en el tren, en el avion, mientras ves la tele, mientras estás en el baño, en clase…Vamos ¡¡que si no juegas es porque no quieres!!

Como no podía ser de otra manera, este juego es un Imprescindible en la histora videojueguil que no te puedes perder por nada.

Lo mejor de Microsoft, vamos.

Análisis: Wii Party

22 Dic

¡¡Por fin!! ¡¡¡¡Nintendo ha cumplido su promesa y nos ha dado un juego hardcore!!!! ¿¿¿Comooooorl??? ¿¿¿Que no te parece hardcore el juego??? Mmmmmh…Dime, en serio, no lo has jugado ¿¿verdad?? ¡¡Lo sabía!! Porque si lo hubieras hecho sabrías que ahora mismo no hay juego más hardcore en Wii que el WiiParty ¿¿Qué por qué?? Sigue leyendo, anda….

Nintendo, en su feliz empeño de demostrar que es una consola familiar, algo que halago profundamente, de vez en cuando hace copias de copias de juegos de éxito de su misma plataforma. La franquicia Mario Party que tanto hemos jugado sin perdernos ni uno, y los harto conocidos y geniales Rabbids han dado unos resultados muy buenos, así que debíamos probar el Wii Party sin más remedio, porque una cosa es cierta; con los Party te lo pasas teta. Como apunte personal diremos que en casa (si en casa de los hermanos nintendo, que el mote no es casual) solemos hacer quedadas y partys consoleras multiplataformas con nuestros amigos y este tipo de juegos siempre triunfan. Pero claro, con los amigos, porque… ¡¡No se te ocurra jugarlos con menos de 3 colegas!!! Nosotros, Osaka y yo, Samus, jugamos los dos solitos y flipamos. Lo decimos muy en serio y ahora sabrás por qué.

El juego se compone de cinco tableros; Isla Aventura, Gira mundial, Mii en raya, La rueda de la suerte y El bingo.

Tres juegos en pareja; Test de la amistad, Barco balancín, Emparejados

Fiesta en casa, de 2 a cuatro jugadores.

Y también puedes probar los minijuegos desbloqueados.

Respecto a los tableros, son diferentes entres si, se tira por turnos y si jugáis 1 ó 2 solos contra la máquina es la putada máxima. Eliges tu mii participante, eliges la dificultad de la consola y a jugar. Este estilo de juego es como la Oca, tiro porque me toca… y a lo que la simpática Wii decida. Si, si ¿Te crees que vas a sacar un numero alto? ¿¿Crees que la Wii va a ser justa contigo?? Pobre lector, qué ingenuo eres….Da igual que seas fiel a tu amada consola ¡¡¡No importa que la mimes y la tengas limpita y brillante en un lugar privilegiado, nada importa!!! La máquina se ceba contigo y con cualquiera que no sea ella, y créeme que da igual la dificultad que elijas.

Después de aguantar al insoportable presentador que habla una especie de idioma simlish con acento italiano y tiene pinta de personaje de Barrio Sésamo, te toca participar en un minijuego para decidir quién tira los dados primero. Si tienes suerte y el juego es de habilidad quedarás primero. Así que tiras los dados y te sale… ¡¡Un tres!! ¿¿¿Pero como que un tres??? ¿¿¿Te dan dos dados y sacas un número de risa mientras que tus amiguitos wii sacan de 6 para arriba???

Escama ¿Verdad? Conforme vamos avanzando lentamente ves que los personajes wii avanzan de un modo considerable, a pesar de que los minijuegos los ganas tú o tu compañero, y que sacas números bajos y caes en casillas imposibles, te hacen retroceder hasta ¡¡16 casillas!! de una sola tirada te vas al infierno, pierdes todo tu dinero, los personajes wii te ganan con diferencia…y el presentador se mofa de tu suerte.

Esto respecto al juego de tableros.

Los juegos en pareja son tres, y suavizan un poco la tirria que le coges al juego en las partidas de tablero.

Tú y tu colega tenéis que coordinaros muy bien en los minijuegos, porque si no lo hacéis las consecuencias son casi nefastas. Pero como estáis los dos solicos la consola solo puede joderos hasta cierto punto, no tanto como a ella le gustaría, así que te ríes bastante.

Fiesta en casa son juegos de interacción personal y la consola, por suerte, no te chincha.

Respecto a los juegos desbloqueados, puedes jugarlos conforme vayas desbloqueándolos en las partidas y te da la oportunidad de practicar solo o en compañía.

La jugabilidad es excelente, los minijuegos son sencillos y divertidos y responden a la perfección al mando.

La música del juego está muy en la línea de los juegos  Wii sports, y Wii sports Resort, de línea ambiental pero animada.

Los gráficos son de wiijuego, buenos para lo que es el juego en sí, de vistosos colores.

El juego es bueno, bonito y, si tienes la opción de pillártelo con el mando, asequible. Lo malo del Wii Party es que tienes que jugarlo en compañía sí o sí, porque puedes llegar a pillarte un berrinche conforme la chulería de la consola vaya creciendo, algo que le pasó a un buen amigo nuestro, que lo jugó solo, y acabó mandándonos a freír monas por haberle recomendado el juego.

Si quieres pasar un buen rato con tus colegas diremos que el juego es:

Recomendable

(Si piensas jugar solo, ni lo huelas, cuidao)

Análisis Harry Potter y las Reliquias de la Muerte parte 1

10 Dic

La saga Potter se acerca a su fin, y se va a lo grande, con dos entregas finales, a la par de las entregas cinematográficas. Y yo, como fan desesperada que soy, me enganché al juego en cuanto cayó en mis manos.

La historia del niño mago la conocemos todos. Da igual que no hayas leido los libros, porque si has visto las adaptaciones al cine sabes de qué va. Y si no has leído ni visto nada, por fuerzas has oído hablar de él.

Dumbledore ha muerto, Voldem… ¡perdón! “quien tú sabes” ha vuelto más poderoso que nunca y no sabes de quien puedes fiarte. En su testamento, Dumbledore deja a Harry la espada de Godric Griffindorf, a Hermione el libro de cuentos “Beedle el bardo”, y a Ron el desiluminador, sí, ese que enciende y apaga las luces con forma de mechero. Juntos deciden no ir este último curso a Hogwarts para buscar a “quien ya sabes” y emprenden un viaje por toda Inglaterra buscando los Horrocruxes, esos objetos en los cuales Voldem… ¡huy! ¡Perdón! guardó partes de su alma maldita para ser inmortal.

A lo largo de esta búsqueda desesperada deben explorar bosques encantados, ruinas, luchar contra mortífagos, expeler dementores, matar arañas gigantescas para disgusto del pobre Ron, rescatar hijos de muggles… y superar misiones, por supuesto. No te olvides de conseguir los Horrocruxes!

Cuando empiezas a jugar, te dan a elegir entre tres niveles de dificultad: fácil, medio y difícil. Escogí el nivel medio. Por supuesto, al principio no es difícil. Vamos bien.

Como el trío de protagonistas ya son mayorcitos y saben desaparecerse y aparecerse donde les place, se van a Londres, al Ministerio de magia, a buscar a Dolores Umbrigde. Cuando entré en el Ministerio, lo primero que me llamó la atención fue el gran parecido con el descrito en el libro homónimo. ¡Es impresionante! ¡Clavado! Además, de los muros cuelgan unos impresionantes carteles de “se busca” con la cara del protagonista.

Moverse por el Ministerio no es fácil. Mortífagos y dementores patrullan por los pasillos y hacen bien su trabajo. Además, la capa de invisibilidad, que es increíblemente útil, da sensación claustrofóbica y tiene el inconveniente de que si chocas con alguien se te cae y saltan las alarmas.

Una vez conseguido tu objetivo empieza tu peregrinaje por distintos bosques, ruinas y lugares perdidos de Inglaterra buscando un sitio donde esconderse.

Las misiones aparecen cada vez que finaliza un episodio, en grupos de tres. Y aunque al principio no resultan muy complicadas, cuando llevas unas pocas empiezan a ser muy difíciles, especialmente en las que tienes que aguantar un tiempo determinado, porque los mortífagos son muy duros de matar y le tienen ganas al pobre Potter.

A lo largo del juego, durante las primeras fases vas aprendiendo los hechizos básicos. Algunos realmente útiles.

Gráficamente el juego está conseguido. Los escenarios no destacan en definición, pero están bien hechos. Los personajes están bien modelados y bien animados, y gracias a la licencia de EA podemos ver las caras de los actores en 3D. La sensación que he descrito antes con el Ministerio se repite en los escenarios por los que pasamos, siendo fácilmente reconocibles las calles, las casas, los bosques, el pueblo donde nació Harry…

La musica del juego es ambiental, así hay zonas en las que no se oye nada, pudiendo identificar a los enemigos, y zonas en las que la banda sonora te mete en escena, como cuando luchas contra los mortífagos. Las voces son las mismas que las de la película, y si te acercas a un grupo de gente puedes oír sus conversaciones, que giran entorno a “cómo mola el señor tenebroso” y “ojalá maten a Potter pronto, que estorba”.

La jugabilidad destaca por la curva de dificultad ascendente. Los controles son cómodos y el mapeado de botones es apropiado, casi intuitivo. Es un juego tipo shooter. Los personajes se mueven con fluidez, si bien cuando Harry se pone la capa se mueve despacio, pero si se moviese con rapidez se le caería la capa continuamente.

En definitiva, es un buen juego. La ambientación es genial, la jugabilidad muy potable y la historia resultan muy atractivos para todo seguidor de Potter. A mi, personalmente, me gusta mucho y si eres seguidor de la saga Potter no debe faltar en tu estantería. ¡Ya solo falta uno para matar a Voldemort! ¡Ya está, lo dije!

Recomendable, con un Muy delante si eres fan de Harry Potter.

Análisis Disney’s Epic Mickey

10 Dic

Reconozco que Disney no es precisamente santo de mi devoción, y reconozco también que cuando vi las primeras imágenes del juego en el E3 pensé que, a pesar de su atractivo, a ver qué bodrio hacia Disney ahora, con las bobadas que llevaba haciendo con esos supuestos “videojuegos” para niñas… Así que en cuanto el juego cayó en mis manos me esperaba lo peor.

La intro del juego comienza con un guiño a Alicia en el país de las Maravillas, contada por el mago de Fantasía, cuando algo despierta a Mickey de la cama, al cual no se le ocurre nada mejor que hacer que ir a palpar el espejo descubriendo que puede atravesarlo sin problemas accediendo así al taller del mago que narra la historia. En el taller está dicho mago pintando una maqueta que, curiosamente, se parece mucho a Disneyworld. Mickey observa escondido hasta que el brujo se va a descansar y al gracioso ratoncito solo se le ocurre meter las patas en la obra del mago destrozándola creando una sombra que intenta tragárselo y destroza la maqueta. Mickey corre hacia el espejo huyendo de lo que ha hecho y se acuesta tan contento.

La vida va pasando y Mickey va cosechando éxitos, premios, reconocimiento… parece que se ha olvidado de lo que hizo, hasta que un día la sombra que creó atraviesa el espejo y saca a Mickey de la cama de un modo que a ninguno nos gustaría.

La sombra arrastra al ratón a la maqueta que se cargó años antes y allí se encuentra con que todo está patas arriba. Lo que debía ser una bonita maqueta se ha convertido en una especie de parque temático, llamado El Páramo, destrozado con un montón de seres que vagan por ahí e intentan hacerte daño y que Mickey, es decir, tú mismo, tiene que arreglar con un pincel empapado de disolvente y pintura para pintar y borrar a tu antojo los escenarios, mientras recoges objetos y rescatas Gremlims.

Pero no es tan simple como parece.

Oswald, el primer diseño de Disney que éste desterró para dar al mundo al Mickey que ahora conocemos, aparece al principio y es el conejo que debe seguir Mickey a lo largo de este “país de las Pesadillas”, haciendo con esto el guiño completo a la obra de Lewis Carroll.

Poco a poco, mientras vamos pasando de lugar en lugar y conociendo el Páramo descubrimos que Oswald tiene mucho que ver en todo lo que está ocurriendo.

Te reta. Siempre se despide con los puños hacia arriba desafiando a Mickey a seguirle, cerrando las puertas de los parques dejándole encerrado.

Conforme vamos avanzando descubrimos que la historia del juego tiene mucha miga, más de lo que imaginamos, y que no es solamente una chiquillada de Mickey castigado por las sombras a arreglar el destrozo. Hay más…mucho más…

Hasta aquí la historia del juego.

El modo de juego es sencillo. Plataformas, saltos dobles, enemigos que eliminar, o que volver buenos. Algunos enemigos son complicaditos de matar. Tardan en palmarla, y algunos puedes volverlos de tu parte duchándolos con tinta. Si lo haces, no te molestan….durante un rato, e incluso te ayudan a derrotar algunos enemigo de la zona.

A lo largo del juego van apareciendo personajes clásicos de Disney, los “olvidados”, que debes ayudar consiguiéndoles objetos perdidos.

Los escenarios no son fáciles, si bien van ganando en dificultad conforme vamos avanzando.

Aunque en un principio los creadores del juego pensaron que Mickey cambiaría su aspecto según su grado de maldad, algo que me habría encantado ver, la cosa se ha quedado en que cuanto más destruyes más poder negativo acumulas y cuanto más reconstruyes más poder positivo acumulas. Este poder se traduce en unos entes que revolotean a tu alrededor verdes si te vas volviendo malo, azules si eres buen chico, y te ayudan con los enemigos difíciles.

La dificultad del juego radica en los saltos del personaje y la inflexibilidad de la cámara. A veces los saltos dejan “palpar” el peso pluma de Mickey y te desvían de tu camino, así que es normal que te caigas en los ríos de disolvente, que no son pocos.

Respecto a la cámara no exagero si digo que es muy pesada. Se pone en el lugar más inapropiado en el momento más inoportuno y tienes que recolocarla continuamente, aunque no siempre hace caso. Casi siempre se queda fija en un sitio, y no en el mejor.

Los gráficos están muy conseguidos, de lo mejorcito de Wii. Los escenarios, o salas, no son muy grandes, lo que hace que no te pierdas demasiado. Está lleno de detalles y toques de humor Disney clásico.

La ambientación del juego es tétrica, Hace que te metas en el papel.

Entre fase y fase del juego, los creadores han tenido la delicadeza de modelar en 3D fases en 2D piezas antiguas de películas de Mickey en blanco y negro. Muy bien hechas, con un modelado 3D muy bueno y con un guiño realmente entrañable (a mi parecer) a esos famosos primeros cortos cinematográficos que tanto contribuyeron a la historia de la animación.

Del sonido solo puedo decir que es magistral. Música orquestada de corte clásico, con un toque siniestro.

Los efectos de sonido son adecuados. El juego solo está traducido al castellano en texto y las voces son simples sonidos de exclamación o atención.

En definitiva, es un buen juego, de los que hacía tiempo que no salían para Wii. Divertido, con una curva de dificultad bien medida, intuitivo, sorprende gratamente, y si echas de menos el Disney clásico te gustará, fijo.

Muy Recomendable.

Análisis Endless Ocean 2

25 Nov

Como viene sucediendo con muchas sagas, a menudo ocurre que las segundas partes suelen ser peores que las primeras. Endless Ocean, desarrollado por Arika y distribuido por Nintendo, resultó un juego bonito, relajante, y con ciertos toques de aventura, pero no era lo suficientemente bueno como para enganchar un gran número de seguidores. Afortunadamente, Endless Ocean 2 ha mejorado mucho, tanto en gráficos como en animación incluyendo un número considerable de animales en los mares que visitamos (en el 1º era muy pobre) como en el número de aventuras y descubrimientos que nos ofrece.

Empezamos la partida de un modo curioso, con un gran descubrimiento, muy parecido por cierto al palacio de Petra, en Jordania. Aquí empieza la historia, retomándola un año antes, cuando llegas como submarinista para trabajar en Exploraciones R&R y te explican de qué va tu puesto de trabajo.

Todo comienza por un colgante de lapislázuli de Ocèane, la nieta de tu jefe, que pierde en una inmersión. El encontrar éste y otro que se hallaban perdidos, descubres que encajan y tienen una leyenda escrita por el padre de la chica y decidís investigar el por qué.

Esta es, básicamente, la historia del juego. Por supuesto tienes que recoger tesoros, descubrir restos arqueológicos alrededor del mundo, coleccionar objetos, y como no, adiestrar a tu delfín, completar un acuario situado en Japón, y descubrir los nombres de las especies marinas, todo esto acompañado de la nieta de tu jefe que a veces sirve de gran ayuda y otras veces, sobra.

Puedes escoger la franja horaria que desees para explorar y descubrir así tesoros y especies que no aparecen según a qué hora bucees.

Además tienes instrumental que en la entrega anterior no aparecía, como un púlsar con el que curas a los peces y espantas tiburones, un sónar para buscar tesoros, etc…

Otra novedad es que en esta entrega los tiburones atacan y algunas especies pueden dañarte con su veneno, así que ya puedes tener cuidado.

En el modo online el juego no da problemas, carga rápido, es muy fluido, y la calidad no disminuye como tampoco la variedad de fauna acuática. Lo único malo es que la música está más alta que el nivel del micro, así que oirás al otro con dificultad y los mapas a explorar con un compañero son muy pequeños.

Técnicamente el juego está muy logrado, es muy fácil de manejar y te mete en ambiente muy rápido. La variedad de fauna marina está muy conseguida, los movimientos son fluidos y la cámara no estorba ni hace extraños que te impidan ver los escenarios.

La pega de este juego es que, mientras en el anterior podías escoger la música en mp3 que quisieras, para explorar en esta segunda parte acabas de “Never Fantasy” hasta el gorro y no puedes cambiar la música como antes.

En definitiva, es un juego realmente bonito y relajante, muy instructivo, digno del mismísimo Jacques Cousteau. Si disfrutas recorriendo escenarios tranquilamente y explorando un juego hasta la saciedad no te arrepentirás de probarlo.

No es un juego para hardcores ¡ni mucho menos! Aunque acción no le falta.

Muy recomendable